Home / Cine  / 8 apellidos vascos, ahí va la ostia, ¡qué exitazo!

8 apellidos vascos, ahí va la ostia, ¡qué exitazo!

8 apellidos vascos

Lleva pocas semanas en cartel pero con su éxito ya se ha asegurado (según informa EuropaPress) una segunda parte. Todo el equipo está encantado con el éxito y además esta semana sigue en cartel, sus cifras y espectadores es muy probable que aumenten debido a la gran “fiesta del cine”. Y es que con entradas a 2,90 es mucho más fácil disfrutar del cine y tener contentos a los espectadores junto con los productores y directores. Sobre todo el director y equipo de la película de “8 apellidos vascos” que podrán seguir otra semana más en cartel aumentando su recaudación (roza ya los 10 millones de euros) y el número de espectadores.

Es una trama en donde el enredo está servido, una vasca de Argoitia (Amaia) visita Sevilla y se enfrenta a un joven sevillano (Rafa) que se termina enamorando de ella y viajando a “las vascongadas” para buscarla. Una comedia que se ha convertido en el mejor estreno del año, pero tal y como está el panorama, es sobre todo una película oportuna y de humor.

“8 apellidos vascos” contiene todo lo que siempre ha funcionado en la comedia de contrastes: amor reñido, enredos, engaños, guerrillas de barrio a nivel autonómico… en donde además el reparto funciona. Karra Elejalde borda el papel de “Koldo”, el padre de Amaia (Clara Lago). Parte del mérito de la película no es sólo de la interpretación, sino también de un guión que construye una comedia basada en el chiste puro, que funciona muy bien gracias al contrapunto entre sus protagonistas con buenos diálogos y réplicas eficaces y brillantes. Además el guión desarma los tópicos vascos y andaluces desde la ironía y un punto de vista mordaz gracias a Borja Cobeaga y Diego San José, guionistas de los chistes de la ETB.

Es una película que rebosa humor pero con la pega de que el film a veces se cae, como en la boda en donde una espera situaciones más cómicas porque la situación se presta precisamente a ello. Un film que huele y recuerda mucho a los inicios de la francesa “Bienvenidos al norte” dirigida por Dany Boon.

Martínez-Lázaro consigue traspasar el encanto de las escenas de la pantalla al espectador, que abandonan la sala habiéndose echado unas buenas risas. Se acabó la excusa de “con lo caro que es el cine”, ¡a disfrutar estos días del cine, que sus butacas nos esperan!

banner

Redactora en la sección de cine en Iamhere Magazine | @sandra_pampin

POST A COMMENT