Home / Lifestyle  / Escape room, sinceridad a contrarreloj en el Teatro Fígaro

Escape room, sinceridad a contrarreloj en el Teatro Fígaro

escape-room-teatro

Dos parejas, muchos secretos entre ellas y un escape room para pasar la tarde en un barrio en el que ha aparecido un hombre descuartizado días atrás. Así comienza la comedia de Joel Joan y Héctor Claramunt que agota las localidades del teatro Fígaro de Madrid de miércoles a domingo. Con Kira Miró, Antonio Molero, Marina San José y Leo Rivera como protagonistas, la historia de los directores catalanes mezcla intriga y comedia para entretener a los espectadores durante 90 minutos.

Dicen que el ser humano muestra toda su verdad en situaciones límite y eso es algo que los directores de Escape Room conocen a la perfección. A través de esta historia, y manteniendo siempre el toque de humor, ambos han querido respaldar esta afirmación enfrentando a sus cuatro personajes a un reto para el que solo cuentan con 60 minutos y en el tan solo necesitan algo aparentemente muy sencillo: ser sinceros entre ellos.

A pesar de que el objetivo de hacer reír está más que superado a lo largo de la hora y media de representación, el guion esconde también hueco para la crítica social y política en la que sus personajes no tendrán problema en hacer hincapié. Referencias a partidos políticos, menciones a movimientos sociales y alguna que otra alusión a grupos minoritarios tienen visibilidad a través de sus protagonistas.

escape-room-teatro-figaro

CUATRO PERSONALIDADES Y POCAS SIMILITUDES

Cuatro polos opuestos y cuatro formas de ser muy distintas son las que protagonizan esta historia y es que, a pesar de que estas cuatro vidas parecen empastar a la perfección, cada una de ellas esconde unos ideales muy diferentes.

Si hacemos referencia a las personalidades masculinas podemos observar la cara y la cruz de la moneda. Mientras que el personaje de Edu (interpretado por Antonio) se caracteriza por callar para no dañar, su inseparable amigo Rai (interpretado por Leo) muestra una imagen de tio duro al que no le importa dar su opinión, aunque siempre sea desde el buen rollo.

Si nos centramos en los personajes femeninos podemos afirmar rotundamente que, al igual que con los masculinos, muestran dos identidades totalmente opuestas. Mientras que Marina (interpretada por Marina) es la viva imagen de la reivindicación y la exigencia personal, Viky (interpretada por Kira) esconde sus verdades bajo una dura fachada que irá desvaneciéndose a lo largo de la función.

A pesar de que la forma de ser de estos cuatro amigos puede apreciarse desde el minuto uno, con el desarrollo de la historia el espectador irá derribando las barreras de todos ellos y descubrirá sus puntos fuertes y débiles. Las situaciones límite y las discusiones resultantes de estas dejarán al descubierto su parte más vulnerable.

Amor, desamor y sinceridad se dan la mano en esta trama para nada alejada de la realidad que puede disfrutarse en la capital madrileña y que cuenta con el respaldo de SMedia.

escape_room_comedia

banner

Valenciana de sangre aunque me muevo entre Callao y La Latina tras llevar conmigo un cachito de Castilla-La Mancha y de Galicia. Hablo de televisión, de cine, música o teatro entre otras cosas. Apasionada de todo lo bueno que sabemos hacer y también de contarlo al resto del mundo. | @mireiasanchezll

NO COMMENTS

POST A COMMENT